Patagonia, 16 de Agosto de 2019
Inicio > Patagonia hoy > Pueblos fantasma

Pueblos fantasma

Hace poco le√≠mos un art√≠culo en la prensa en el que se hablaba de los peque√Īos pueblos, aldeas y parajes de la Patagonia que est√°n a punto de desaparecer. Una inmensa tristeza invade a todo el que se asoma a estas historias.

Detr√°s de los n√ļmeros, las estad√≠sticas y los intentos de explicaci√≥n de diversas teor√≠as est√°n las personas, los hombres y mujeres que ven morir poco a poco el futuro que so√Īaron. Cuesta ponerse en la piel del peque√Īo criador de ovejas que un buen d√≠a se enter√≥ de que ya nadie quer√≠a comprar sus animales porque hab√≠an variado los precios internacionales de la lana. O en la del empleado del ferrocarril, esperando en vano un tren que ya no pasa en una estaci√≥n aislada en medio de la nada. O en la de la maestra que eligi√≥ una forma diferente, muy especial de ejercer su vocaci√≥n. Todos ellos apostaron a un futuro distinto, con sacrificio, con valor, con desaf√≠os y hoy ven que ese mundo posible ya no existe.

Este fen√≥meno no es exclusivo de la Patagonia. El Lic. Fernando Orsini public√≥ un art√≠culo en el Diario Los Andes de Mendoza en el que aparece la siguiente informaci√≥n: «Seg√ļn datos del censo del a√Īo 1.991, en el pa√≠s hay 1.326 localidades rurales, (menos de 2.000 habitantes), y lo preocupante es que un tercio de estos asentamientos se encuentra en v√≠as de desaparici√≥n

Clemente Onelli, en la Provincia de R√≠o Negro es uno de estos ejemplos. Nunca fue m√°s que un peque√Īo pueblo, pero hasta los a√Īos 90 goz√≥ de una cierta prosperidad: la cr√≠a de ganado y su rol como parada obligada del tren que un√≠a Buenos Aires con Bariloche hicieron que casi 500 personas se animaran a enfrentar los 25¬į bajo cero del invierno y se instalaran en este ca√Īad√≥n a m√°s de 1000 metros s.n.m.. A partir de 1990, con el cierre de este ramal, la poblaci√≥n se redujo a casi la mitad.

La historia de estos pueblos ferrocarrileros es una constante en nuestro pa√≠s, como se lee en «Una Argentina olvidada»: «El tren fue el nexo que permiti√≥ el flujo de productos exportables desde el interior hacia el puerto y tambi√©n de inmigrantes desde el puerto hacia el interior. No es casual entonces, el paralelismo existente entre el nacimiento, evoluci√≥n y estancamiento del ferrocarril y la mayor√≠a de estos pueblos que hoy ven seriamente amenazada su existencia. El ocaso de la actividad econ√≥mica que les dio vida y el haber quedado alejados de las v√≠as de comunicaci√≥n que surgieron posteriores al tren, los sentenci√≥ pr√°cticamente a la extinci√≥n, padeciendo una constante emigraci√≥n rural-urbana.»

Y dentro de este contexto general, los pueblos fantasma patag√≥nicos tienen sus propias y particulares penurias: un invierno que llega pronto y se va tarde, la escasa le√Īa que necesita ser reforzada por la que pueda aportar la ayuda estatal, lo mismo que el keros√©n, la iron√≠a de una red de gas que, en ocasiones, pasa a s√≥lo 500 metros del caser√≠o pero en la que nunca se puede instalar un reductor necesario para que pueda aprovecharse para el consumo dom√©stico, la dificultad en las comunicaciones, y un sinn√ļmero de etc√©teras.

Parece que estamos obligados a concluir con las palabras del Lic. Orsini: «En la actualidad estas localidades languidecen sin futuro y lo grave es que, en su agon√≠a, devoran historias de carne y hueso, argentinos sin esperanza, que se ven obligados a abandonar sus ra√≠ces en busca de nuevos horizontes. Debido a su escaso nivel de capacitaci√≥n, tienen pocas probabilidades de insertarse en un medio ambiente desconocido y hostil para ellos, como son las grandes urbes. Por tal motivo, est√°n destinados a engrosar los cinturones urbanos perif√©ricos, lo cual trae aparejado el aumento de la marginalidad, inseguridad y frustraci√≥n. Sin duda, la migraci√≥n hacia las ciudades, no ha modificado el estado de exclusi√≥n que padecen

¬ŅSeguiremos siendo mudos testigos del derrumbe o asumiremos el desaf√≠o de elaborar un plan de desarrollo para la regi√≥n que incluya a todos y cada uno de sus habitantes?

Fuente bibliogr√°fica: «La Argentina olvidada», art√≠culo del Lic. Fernando Orsini, publicado en Diario Los Andes, Argentina.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Viajes a Patagonia
El viaje ideal para conocer los √≠conos de Argentina: El Glaciar Perito Moreno en El Calafate, el Fin del Mundo en Ushuaia, la imprescindible y misteriosa Buenos Aires y la nueva Maravilla del Mundo, las Cataratas de Iguaz√ļ. Un combo al que no le falta...
Este es un viaje hasta el √ļltimo conf√≠n del Mundo, llegando hasta la m√≠tica Tierra del Fuego y luego visitando el Parque Nacional Los Glaciares y el merecidamente famos√≠simo Glaciar Perito Moreno. Son 7 d√≠as de belleza non-stop, distribuidos en las ciudades de Ushuaia y...
Este Tour es un inolvidable paseo en el Parque Nacional Los Glaciares hasta llegar al famos√≠simo Glaciar Perito Moreno, recorriendo pasarelas y balcones que le permitir√°n tener excelentes vistas de esta mole de hielo. Una sensaci√≥n √ļnica de peque√Īez frente a la grandiosidad de la...
Los dos Monumentos Naturales m√°s ic√≥nicos y emblem√°ticos de la Argentina, ambos declarados Patrimonio de la Humanidad, recorridos en seis d√≠as inolvidables. Los inmensos glaciares en la Patagonia y las espectaculares Cataratas del Iguaz√ļ en el noreste del pa√≠s lo dejar√°n sin aliento.
Una opción ideal para conocer la Patagonia, visitando tres de sus puntos clave: Primero el Litoral Atlántico, Puerto Madryn y Península de Valdés (Patrimonio de la Humanidad UNESCO); más tarde, la imponencia del Parque Nacional Los Glaciares con el Perito Moreno y su misterioso y...
Dos excursiones le permitirán tener una visión completa de este sitio privilegiado de la Patagonia Atlántica: - Una visita a la Península de Valdés, impresionante reserva de flora y fauna patagónica en estado puro declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. - Un paseo hasta...

Publicidad